domingo, 11 de junio de 2017

la Gemio

Una pena, porque a día de hoy... Va a seguir la Gemio con su programa. Así que de momento, ni Gemma, ni Gemmo, ni nada. Y te preguntarás... ¿Por qué me parece tan mal el programa de la Gemio? Ya sé que hay programas que gustan y otros que no gustan.... Pues es que hay un tercera familia: Los que disgustan. 

Un amigo y yo siempre comentamos entre risas que la Gemio tiene el pecado original de haber sustituido a Julia en nuestra tierna infancia, cuando el "3x4". Una cosa anecdótica, sí... Pero la cuestión es que desde entonces en nuestra mente la mujer no ha remontado. Debo ser de los pocos que no podía tampoco con el "Sorpresa, Sorpresa" tampoco. Ni con "Lo Que Necesitas es Amor". Nada. 

Fobias aparte... Mi amigo me preguntaba si era capaz de explicar de una manera razonada qué es lo que hace para que su programa me disguste. Qué hace que despertar el sábado con Onda Cero en la radio sea como tocar fuego y rápidamente cambie de cadena para que aparezca Del Pino (o Pepa Fernández, por eso de la tradición). En una emisora en la que Alsina está de lunes a viernes... la Gemio, simplemente, no pega

Pues bien. Voy a enumerar cosas que no sólo no me gustan... cosas que me disgustan. No están en orden de importancia, ni nada. Es según me vienen a la cabeza. 

1.- Por su manera de hablar tan antigua, y su manera de machacar la música con su voz, que el técnico en cuestión tiene que volverse loco. De esto que habla en plan "ayy.... la vida... cómo es la vida...." mientras pone una música en plan legendario. Dice una frase... baja la música. Dice otra a destiempo... baja la música. Esto valía en los 80, cuando el locutor de turno se hacía autocontrol. El técnico tiene que volverse todo loco para cuadrar su voz con la bajada de música. Qué horror para el oyente. Qué a destiempo todo. 

2.- Por su rollo progre impostado. Uno puede ser de izquierdas, de derechas, o de lo que quiera que sea. Pero no puede ser impostado. La tía siempre se pone al lado de colaboradores muy de derechas para quedar como la guay. Ponte una hora dando rienda suelta a Sánchez Dragó y luego di: "ay, Dragó, cómo es usted de carca". Una hora dando rienda suelta a Alfonso Rojo (¡¡¡a Alfonso Rojo!!! ¡¡¡Pero qué tragaderas!!!) y ponerse luego a apostillar cosas en plan "ay... estos hombres, cómo son". Al final el oyente se queda con que Alfonso Rojo tiene un ratito de decir "sus cosas".

3.- Por su rollo magufo raro. La tía está todo el día "apoyando la investigación, porque es lo único que puede ayudar en esta vida a los enfermos a los que tanto ayuda", pero en su propio programa es capaz de defender y/o dar voz a cualquier cosa alternativa a la medicina y a la investigación. Que luego la gente se pone muy loca con Cárdenas... pero es que la Gemio de vez en cuando nos sorprende poniendo ambas cosas al mismo nivel, como si fuera debatible. No estaría mal que se aclarase ella con ella misma. Que aclare si está la gente malgastando su dinero dando dinero a ciertas causas, o si debería abrir una línea nueva de fundación para que se investigue en otro tipo de cosas. Vamos a escuchar un radiochip alternativo: 



4.- Porque de vez en cuando, en su programa da voz a los oyentes no en plan Julia (en plan que les critiquen o den jabón un ratito cada 3 meses), sino que se limita a abrir micrófonos y que el programa tenga un coste de preparación tendente a cero. Y hablando de los oyentes... 

5.- Porque es muy feo eso de decir a los oyentes que no lloren, cuando le va un lloro más que nada en esta vida. Cuando un oyente llora, a partir de ese momento, rienda suelta. Mete el dedo en la llaga como si hubiera un audímetro de radio loco intensificándose en ese momento. Me horroriza ese discurso de "queremos positividad y que la gente vea que todo puede ir a mejor" cuando lo que hace es alargar llamadas de lloros y gente que lo pasa mal. Le encanta ofrecernos testimonios de gente que lo pasa fatal. Que lo reconozca. 

6.- Porque hay veces que en que lee textos en los que se traba. Sí, en esos momentos que digo yo en que la música sube y baja localmente.... Se nota que lee textos que ella no ha escrito. Se traba. Y lo peor de todo: Tengo cierta sensación de que lee cosas del tipo,.. a ver... esas presentaciones que corrían de Power Point que se hacían cadenetas y que salían pajaritos, ballenas y arco iris... Frases inconexas que se nota que antes no se ha leído.

7.- Porque es malvada con la gente a la vez de que se queja del trato que se le da. con el invitado que falla. ¿Os acordáis de cuando lo de Paco León? Usa los micrófonos para quedarse a gusto, ya sea para "defenderse de lo que dicen de ella", sea para descargar la tensión de que un invitado no aparece...

8.- Porque está obsesionada con la tele. ¿Cuántas veces puede decir la palabra "platós" en un programa? Os diré que cuando vivía en Italia me bajé dos programas de la Gemio para contar cuántas veces decía esa palabra en un fin de semana. Lo que pasa es que me cuando llevaba un rato editando para juntar todos los "platós" en el programa del sábado, el editor se volvió loco, no tenía guardado el archivo, y me dio pereza volver a empezar.

9.- Y está obsesionada con hacer temas de corazón. ¿Alguien escucha a Del Pino o a Pepa Fernández, o incluso a Cristina hablar en antena de que si los programas de corazón esto o lo otro? No. No se puede estar todo el día criticando que en la tele se toquen ciertos temas y que la mujer tenga en antena a la Lomana, entreviste como gran invitada a la Pantoja, que si le pregunta a Julio Iglesias por sus hijos, que si la Duquesa de Alba se iba a casar o no... ¡Venga, por Dios! Y el otro día, ya que este tipo de temas no molan, pues ya si eso habla con la hermana de Ortega Cano para hablar de José Fernando. Otro radiochip alternativo:


O sea, que la mujer se hace su programa de corazón alternativo siempre que puede, pero como dando lecciones, En plan "yo lo hago de otra manera". Pero al final hace las preguntas que todo el mundo hace, como en el caso de la Duquesa. "No vean los programas que tanto critico, pero como todos ustedes (los oyentes) saben...." Que mira que a mí me parece bien que se trate este tipo de temas... ¿Por qué no? Pero que no me vengan con historias de que hace algo completamente distinto. Contribuye a dar contenido a los programas que tanto critica. ¿O es que su objetivo es que se hagan eco en ese tipo de programas?

10.- Porque se pone a hacer entrevistas a políticos con un criterio... sospechoso. Hace entrevistas a políticos en las que no aparece absolutamente ningún titular. La nada. Les hace preguntas como de hace semana y media, ellos contestan cosas que ya están trilladísimas... Desde luego no se le puede echar en cara que no les deje hablar. Los políticos pueden responder cualquier cosa sin que la otra tenga armas para poner en cuestión lo que le responden. Es una cosa curiosísima. Es como si ponen a hacer una entrevista política a mi vecina del 3º.

Siempre bromeo diciendo que cuando no se me ocurren temas para el blog, pongo a la Gemio y siempre me sale un tema. No es así, pero casi, casi. La verdad es que ha dado momentos memorables en el blog... Sólo tienes que bucear en entradas pasadas para descubrirlas. Igual en el fondo sí que quiero que la renueven otro año más... Porque nunca sabe uno cuándo se va a quedar sin ideas. 

23 comentarios:

  1. Antes de terminar de leer, decir que lo suscribo todo, incluso el punto 3. A ver si se aclara, en efecto. El dinero para la investigación en su mayoría es dinero tirado en placebos costosísimos y complejísimos, que igual que la quimioterapia, exigen efectos secundarios terribles para conseguir efectos nimios (todos ellos producidos por el efecto placebo).

    Así que Isabel Gemio, por favor, deja de timar a la gente con tus ultramaratones solidarios. Por Dior.

    Y agradecer a Pacman que haya hecho el ingente esfuerzo intelectual de poner en palabras lo que yo he dejado en el nivel de las náuseas, porque pensar sobre ello me producía un malestar insoportable.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cojones, o sea que la tía tiene a Aberron de colaborador (no tenía ni idea), y para compensar invita a gente alternativa. Pero coño, tía. No sé puede estar a Dios y al diablo. Invita a alguien intermedio si quieres, como Juan Gérvas. Pero invitar al pseudoescéptico Aberron y luego a homeópatas como Corbera es puro postureo.

      Eliminar
    2. Añadir que, sin llegar a los extremos gemios, Del Pino es muy de presumir de que no habla de corazón y esas cosas. Aunque luego, al menos lo cumple. A Pepa Fernández y la Schlinting, que tampoco hablan de corazón (al menos Pepa, quizás la otra sí), no las oigo presumir tanto de lo guapas y lo listas que son.

      Eliminar
    3. La investigación es mala. La quimioterapia también. La homeopatía es buena y no es para nada placebo.

      Prefiero creer que ese tipo de comentarios son postureo, la verdad

      Eliminar
    4. La homeopatía también es placebo, solo que un placebo mejor, con muchos menos efectos secundarios.

      De todos modos, muchas investigaciones ya van en la línea de la homeopatía, como dar una dosis pequeña de quimioterapia a lo largo del tiempo, o como los tratamientos para la alergia. Dentro de 100 años será lo normal, pero ahora vivimos creyendo que la tierra es plana y que los que dicen lo contrario son brujas y hay que quemarlas.

      Eliminar
    5. No es comparable. En las dosis pequeñas se encuentra un principio activo.

      Otra cosa es que ciertos placebos (homeopatía) no tengan casi efectos secundarios, lo cual es cierto. No es que tengan efectos, en general.

      Eliminar
    6. Que no seamos capaces de detectar el principio activo no quiere decir que no esté, como bien sabe cualquiera que investigue el espacio exterior o la composición de la materia. Nuestras limitaciones son tanto a lo grande como a lo pequeño, pero por alguna extraña razón aceptamos que podemos ir más al fondo con los quarks y los gluones, pero en medicina ya hemos llegado al límite. Pura soberbia de una sociedad materialista y capitalista que cree haber llegado al fin de la historia.

      Eliminar
    7. Con Gemio me pasa como con Cárdenas.
      http://www.elmundotoday.com/2017/06/el-80-de-los-padres-antivacunas-han-cambiado-de-opinion-al-ver-que-cardenas-les-apoya

      Si despues de estos dos, sigo pensando lo mismo, es que nunca voy a cambiar de idea.

      Eliminar
  2. Jajaja muy bueno lo del trauma que arrastra de haber sustituido a Julia en el 3x4, muy cierto Pacman¡¡¡¡

    ResponderEliminar
  3. El único programa que he escuchado los fines de semana en toda mi vida es A vivir que son dos días. Reconozco que puedo opinar poco o muy poco de su competencia. Y viendo el percal, tampoco me estoy perdiendo nada interesante.

    Javier del Pino y el equipo que dirige hace un programa tan objetivamente bueno que si algún día le diera por presumir de ello, estaría en su derecho. Pero tiene humildad y no lo ha hecho jamás, en los 5 años que lleva al frente del programa.

    Si será bueno que han intentado moverle al Hoy por hoy. Eso nos puede dar una idea del momento que está atravesando un programa en comparación con el suyo.

    Por último, en la historia del A vivir que son dos días nunca he escuchado a nadie presumir de no tratar la prensa rosa, sencillamente porque nunca ha tenido cabida en el programa. Si algún día lo hiciera, no estaría Javier del Pino al frente ni el programa se llamaría A vivir que son dos días. Sería otro programa.

    ResponderEliminar
  4. Suscribo totalmente a Pacman, la tía va de guay,y de que no quiero preguntar, y es todo lo contrario...
    Tuvo mucho éxito con aquel programa de sexo en las madrugadas de RNE...
    Yo no me muevo de Pepa, Del pino como segunda opciòn, y tercera, Cristina

    ResponderEliminar
  5. No puedo con su pose de santurrona, de solidaria, de hipersensible.
    Pretende aparecer como una persona cultivada (ahhh, la poesía, ahhh ese violín), pero luego te suelta que Bayona está en el Cantábrico y otras burradas similares.

    ResponderEliminar
  6. A veces la escucho un poco el domingo, y estoy de acuerdo, es ligeramente insoportable esa mujer.
    Los sábados llevo años disfrutando de un programa sencillamente espectacular: Mundo Babel,de Juan Pablo Silvestre, en Radio 3.

    ResponderEliminar
  7. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  8. Del fin de semana antes del A vivir recuerdo uno q echaban uno en RNE se llamaba En dias como este lo hacia Manolo Ferreras era genial

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo hacía a principios de los 80, luego siguió con la casa de la radio por las mañanas y con Al cabo de la calle por las tardes en Radio Nacional usaba de sintonía la de Canción triste de Hill Street. Posiblemente era la radio más alternativa que he escuchado.

      Eliminar
  9. Lo de dar rienda suelta a los dramas y miserias de sus oyentes... ¿Qué era acaso, si no, Lo Que Necesitas Es Amor y Sorpresa, Sorpresa?

    No en vano a la Gemio la llaman la Gemío.

    ResponderEliminar
  10. Se sabe si ha renovado con onda cero? Yo no he visto ninguna noticia

    ResponderEliminar
  11. No la soporto, es un dolor.
    Mis mañanas de finde son para la maravillosa Pepa Fernández. Para todo lo demás, Onda Cero. Y mi admiración a Alsina!

    ResponderEliminar
  12. Isabel Gemio, premio periodismo científico. Igual que Aberron, que será muy escéptico y muy tal pero bien que da credibilidad a la Gemio acudiendo a su programa.

    http://www.vozpopuli.com/next/Antonio-Martinez-Concha-Garcia-Campoy_0_1038197235.html

    A Aberron le va muy bien que haya gente como Gemio para poder seguir viviendo del cuento pseudoescéptico. Se retroalimentan unos a otros. ¿Qué sería de Gámez si desaparecieran los magufos?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gámez y Aberron son charlatanes.

      https://losseudoescepticos.wordpress.com/2017/07/08/adios-gamez-i/

      Eliminar